sábado, 8 de octubre de 2011

Vuelve






















Vuelve a mi lado, vuelve, amor de primavera,
con el suave murmullo de tu voz de soneto,
deja que nuevamente me entregue por completo
y cure tus heridas, como la vez primera.

Déjame que te abrace ¡que acabe esta quimera!
que llene el calendario que olvidé, mudo y quieto,
con días de ternura, con mil tardes de asueto,
con besos en tus manos y caricias certeras.

Nada puedo ofrecerte, mi casa está vacía,
vacía está la mano que se extiende postrera
para colmar tu vida de amor y de alegría.

Mi corazón te habla, mi palabra es sincera,
ante ti me arrodillo mostrando el alma mía:
¡Vuelve a mi lado, vuelve, amor de primavera!

Ana Mª Álvarez Barroso © 2011

2 comentarios:

Arruillo dijo...

El soneto sigue siendo una lanzadera ideal para esos inquietos versos que buscan una salida.
Precioso
Un beso

romi dijo...

Muy lindo poema, te felicito.

Besitos