miércoles, 12 de agosto de 2009

Y duermo...

Allá entre las hojas,
donde el viento posa sus labios pegajosos,
y rezuma el cristalino rocío mañanero
como lágrimas de tinta indeleble,
me agazapo como el corzo ante la fiera.
El verde pasto se va tornando rojo,
y los lirios, bostezan lentamente,
para preñar a los curiosos insectos
con su amarillo polen azucarado.
Y allí, como un nardo truncado,
reposo a los pies del almendro, adormecida,
casi fundida tronco y hierba, flor y ramas,
difuminando violetas en mi pecho.
Sólo aguardo recoger el canto que la alondra
derrame en la corriente de ese río cercano:
va, fluye, no cesa, se desgrana...
como mi vida se desgrana...
Y duermo.

Ana Mª Álvarez ©

8 comentarios:

DIAVOLO dijo...

Mientras tu vida se desgrana, vas regando nuestras vidas con la belleza infinita de tus versos.

Me encantan!!!

Un beso.

Univocidad dijo...

saludos cordiales desde tierra de poetas...Cariños.

Ana Álvarez dijo...

Gracias Diavolo, tus palabras destilan delicadeza, tanta como tus versos.
Univocidad, bienvenida a mi casa, que es también la tuya.
Un abrazo a ambos.

andrea domic dijo...

muy lindo lo que escribes
un abraso bye

Calvared dijo...

Bucólica belleza de la placidez de un sueño. Versos que se desgranan amorosamente agitados por un viento fresco de primavera.
Un abrazo

Arwen dijo...

Versos muy dulces y llenos de esplendor en una naturaleza llena de vitalidad como tu poema, preciosoooo Ana me ha encantado...besitoss con cariño

Iván Ruiz Muñoz dijo...

Gracias por estos versos, pintados de sensibilidad y armonía.

Un fuerte abrazo

Poetiza dijo...

Que belleza de letras. Un deleite para el alma leer, imaginar y sentir. Besos, cuidate mucho. Hermoso blog y poemas.